Cómo llevar el presupuesto personal

Siempre es un buen tiempo para hacer un presupuesto y establecer tus gastos e ingresos. Hacerlo de forma continuada mejorará tus finanzas personales porque estarás consciente de las cosas en que gastas y establecer prioridades.

Hacer presupuesto es fácil con el entusiasmo inicial. Hacerlo todas las semanas o todos los meses ya no es tan fácil porque tienes que hacer muchas cosas.

Por regla general no debes gastas más de lo que ingresas. También debes ser realista con los ingresos y no incluir proyectos que no sabes si darán un buen resultado. Si funcionan y dan resultado tómalo como ingreso extra.

Hacer un presupuesto mensual te ayudará a saber en qué gastas y cuánto. Te puedes llevar más de alguna sorpresa cuando sumes esas golosinas y cafés con los que parece que no vivirías. Quizá no debieras consumir tan seguido gaseosas, no solo por tus finanzas sino también por tu bolsillo.

El efecto latte puede hacer que estés gastando dinero que te puede hacer falta aunque no lo veas así ahora. Es bueno ponerle atención a tus finanzas personales para evitar fugas que después repercuten.