Ir al contenido principal

Cómo escribir historias que atrapen

Cómo contar historias

Se dice fácil pero escribir algo que atraiga al lector por un cierto número de minutos no lo es. Sin embargo con la práctica y el cuidado de detalles importantes se puede escribir relatos y cuentos que atrapen lectores.

Aquí algunas recomendaciones:
  • Cuidar la ortografía y gramática. Un error ortográfico evidente o una mala utilización de los principios gramaticales alejan lectores. Los lectores son gente inteligente y saben cuando un error ortográfico lo es y cuando es una errata. Sin embargo algunos lectores no aceptan incluso las erratas. Si tu ortografía no es buena, procura usar el corrector ortográfico automático y tómate tiempo de editar al final.
  • Observa un ritmo constante. Al finalizar un párrafo preocúpate de revisar si las palabras se llevan bien entre ellas y si es fácil la lectura. Huye de las palabras rebuscadas, pocos las entienden y eso tiende a alejar lectores. 
  • Sé consistente con la historia. Por favor nunca termines una historia diciendo que el protagonista estaba soñando. Eso es traicionar al lector. Si la historia no va bien, corta pedazos, quita párrafos, pero hazla consistente.
  • Provee información completa. Aunque sea una pieza literaria, lo que estás compartiendo información. Debes darla en orden, tal vez no el orden de una pieza periodística o ensayo, pero debes dar la información suficiente para que el lector entienda e interprete bien la historia. El lector es inteligente, pero no adivino.
  • Evita los adornos innecesarios. Rellenar una historia con párrafos en donde describes cosas que no son necesarias para la historia, también es traicionar al lector. Si describes una casa o un paisaje es porque lo usarás para contar la historia, no para que sepan tus conocimientos de colores o de arquitectura o de paisajística. El lector acude con la idea de quedarse con una buena historia, no debes distraerlo.

Entradas populares de este blog

Grabarte a ti mismo para mejorar tu inglés

La parte más difícil de aprender un idioma es la pronunciación. Cada idioma tiene sus propios sonidos. Cuando escuchas una palabra la puedes repetir más o menos bien, pero usar esa misma palabra en una conversación y pronunciarla correctamente no siempre es fácil.

Las redes sociales están hechas para enviciarte

No están hechas para servirte. Prestan un gran servicio porque las personas se conectan, comparten información, discuten. Pero eso se podía hacer antes de las redes sociales, en foros y blogs. Se han diseñado como las máquinas tragamonedas . Cada like o comentario es un shot de dopamina que te hace sentir ganador. Estás esperando, como en las máquinas tragamonedas, el gran premio: el tuit, historia, foto o estado viralizado que tenga miles de likes y visitas. Cada tuit, foto, estado o historia es la moneda que insertas para lograr el efecto. Tienes que tirar muchas veces para que salga el premio, así que te quedas todo el día en la red social, justo como un ludópata en el casino.

La muerte de Maradona

Diego Armando Maradona murió ayer 25 de noviembre de 2020, dejando en luto a Argentina y al mundo. Su genialidad dentro de la cancha lo hizo trascender a la historia en vida, como uno de los mejores jugadores de fútbol de todos los tiempos. Para muchos es el mejor de todos los tiempos. Ganó el mundial de México en 1986 liderando un grupo de grandes jugadores. Los que lo vimos jugar en la niñez y juventud nunca lo podremos olvidar. Aquella jugada contra Inglaterra dejando en el camino a todo el equipo para lograr el gol debe ser uno de los goles más vistos de todos los tiempos. Cada cierto tiempo lo vuelvo a ver porque es una obra maestra. Descanse en paz el Diego.