Cómo ahorrar en tiempos de crisis


Parece que la humanidad siempre ha estado en crisis, pero este 2020 será particularmente recordado por el impacto económico del coronavirus COVID-19. Angela Merkel, canciller alemana, lo calificó como el mayor desafío desde la segunda guerra mundial.

En cuanto a las finanzas personales debes plantearte prioridades:
  • Elimina los servicios de audio y video como Spotify y Netflix. Sí, ya sé, es probable que no puedas vivir sin ver películas. Pero noticia, hay opciones gratuitas para ver online. Google es tu amigo. Tendrás que tirar de ellas. En cuanto a Spotify, tendrás que escuchar anuncios, ¿pero no era así con la radio tradicional?
  • No comer fuera de casa. Evita pedir comida a domicilio y todavía vas a trabajar a algún lugar no compres comida, lleva de casa. No es tiempo para consentirse, después lo harás.
  • Olvida comprar televisores o celulares. Es probable que la incertidumbre haga que pienses que sería buena idea comprar algún celular nuevo con el pretexto de que el viejo no te sirve. Olvídalo, ya tendrás oportunidad adelante. Tampoco compres tele, si se descompuso la tuya usa el internet.
  • Haz un presupuesto. Debes ser estricto con el dinero, tienes que ver en qué se gasta para poder reducir o eliminar gastos. Analiza tu estado de cuenta de tarjeta de crédito, revisa tu estado de cuenta de banco. Cada centavo cuenta. Literalmente.
  • Evita las bebidas alcohólicas. Este es un buen momento para reducir o eliminar las bebidas alcohólicas. Si no puedes controlar el consumo, déjalo. Si puedes controlarlo, recuerda que cada centavo cuenta.
  • Moderación con la comida. Evita alimentar la ansiedad con comida. El exceso es malo en cualquier tiempo, pero en tiempos de crisis cuando el sistema de salud está colapsado es mala idea enfermarse por excederte de comida. 
  • Haz ejercicio. Con solo 5 o 10 minutos al día puedes aumentar tu capacidad respiratoria y tu salud en general. No necesitas salir a correr maratones. Lo que sí necesitas es hacerlo diario o al menos tres veces por semana.
Cada cabeza es un mundo y cada situación personal es diferente. Usa esta información según tu criterio y conveniencia.