Ir al contenido principal

El centro comercial, ese lugar hostil


Siempre me ha parecido que los centros comerciales son lugares hostiles. Hostiles para el visitante que llega a pie: generalmente el paso peatonal es estrecho y muchas veces ni lo hay. Las bancas no tienen respaldo porque lo que quieren es que si no compras nada te vayas de ahí.

Los precios de parqueo son altos, porque otra vez, quieren que te quedes solo un cierto número de horas, si no gastas no sirves.

Los centros comerciales no tienen espacio para la socialización porque su fin último no es crear comunidad, su único fin es vender. En ese sentido su aporte a la sociedad es nulo.

No es sorpresa que ante el auge de la compra en línea en Estados Unidos muchos malls queden abandonados.

Sustituyeron los lugares públicos pero no aportaron nada.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Grabarte a ti mismo para mejorar tu inglés

La parte más difícil de aprender un idioma es la pronunciación. Cada idioma tiene sus propios sonidos. Cuando escuchas una palabra la puedes repetir más o menos bien, pero usar esa misma palabra en una conversación y pronunciarla correctamente no siempre es fácil.

Las redes sociales están hechas para enviciarte

No están hechas para servirte. Prestan un gran servicio porque las personas se conectan, comparten información, discuten. Pero eso se podía hacer antes de las redes sociales, en foros y blogs. Se han diseñado como las máquinas tragamonedas . Cada like o comentario es un shot de dopamina que te hace sentir ganador. Estás esperando, como en las máquinas tragamonedas, el gran premio: el tuit, historia, foto o estado viralizado que tenga miles de likes y visitas. Cada tuit, foto, estado o historia es la moneda que insertas para lograr el efecto. Tienes que tirar muchas veces para que salga el premio, así que te quedas todo el día en la red social, justo como un ludópata en el casino.

La muerte de Maradona

Diego Armando Maradona murió ayer 25 de noviembre de 2020, dejando en luto a Argentina y al mundo. Su genialidad dentro de la cancha lo hizo trascender a la historia en vida, como uno de los mejores jugadores de fútbol de todos los tiempos. Para muchos es el mejor de todos los tiempos. Ganó el mundial de México en 1986 liderando un grupo de grandes jugadores. Los que lo vimos jugar en la niñez y juventud nunca lo podremos olvidar. Aquella jugada contra Inglaterra dejando en el camino a todo el equipo para lograr el gol debe ser uno de los goles más vistos de todos los tiempos. Cada cierto tiempo lo vuelvo a ver porque es una obra maestra. Descanse en paz el Diego.